Arrancó la Serie Mundial del 2021 y como visitantes los Bravos de Atlanta dieron el primer golpe y tomaron ventaja de 1-0 al derrotar con prestancia por 6-2 a los Astros de Houston en el Minute Maid Park. 
Apenas arrancando el juego, en la parte alta de la primera entrada los Bravos ya habían hecho sufrir al lanzador dominicano Framber Valdéz con un homerun del cubano Jorge Soler quien se hizo histórico con el vuelacercas más rápido en una Serie Mundial y terminando la segunda entrada, tristemente Charlie Morton salía del juego con fractura de peroné después de recibir un fuerte pelotazo de Yuli Gurriel en la pierna derecha y todavía, ya lastimado, ponchar a José Altuve.  
Fueron tres episodios seguidos de los Bravos anotando carreras y tomando una ventaja de 5-0 gracias a otro cuadrangular de Adam Duvall impulsando ahora a Edwin Rosario, una pizarra imposible de remontar por los Astros que sin embargo lucharon hasta el final sin rendirse y evitando al menos la blanqueada.
Para el segundo duelo del gran  Clásico de Otoño los Astros anunciaron al pitcher mexicano José Urquidy que buscará sacarse  la espina e igualar la serie por el título del beisbol de las Grandes Ligas. 

Deja un comentario