• enero 14, 2020
  • Raúl Vega
  • 0

Por René Sánchez 

La esperada función 249 de la UFC del próximo 18 de enero en el Barclay’s Center de Brooklyn en Nueva York, contará con otro gran atractivo al confirmarse que en la cartelera también estará el combate entre Ben Rothwell y Gian Villante, dos pesos completos de enorme fiereza y agresividad que necesitan la victoria para afianzarse en la organización de artes marciales mixtas ya que su último año fue de muchos altibajos y problemas físicos.

Rothwell mejoró mucho en los últimos meses del 2019 enrrachándose con tres victorias seguidas, pero le falta otra para garantizar su permanencia en el circuito y esta puede ser la gran oportunidad de concretar ese primer objetivo del 2020, sobre todo porque su rival, que por cierto nació muy cerca de la sede del combate, no ha llenado las expectativas alternando buenas y malas actuaciones pese a sus innegables condiciones físicas y técnicas. 

En la función estelar de la UFC 249 aparecerán disputando el cetro ligero Khabib Nurmagomedov y Tony Ferguson, una reyerta que ha tenido que cancelarse en varias ocasiones previas y que por ello ha levantado también gran expectación. 

Esa noche del 18 de enero será sumamente especial porque en otra sede, en el T Mobile Arena de Paradise, Nevada, también habrá una gran cartelera empezando por el retorno del polémico y escandaloso Connor McGregor ante Donald Cerrone, una cita que ha asegurado el irlandés que le dejará, pase lo que pase arriba del octágono, unos 80 millones de dólares de ganancia neta. 

McGregor no pelea en la UFC desde octubre del 2018 y solo ha tenido dos combates desde el 2016 pero sigue siendo un imán de taquilla, pero su cita con el “Cowboy” revelará si está todavía para ser el rey de las artes marciales mixtas.

Tags:

Deja un comentario