• agosto 26, 2022
  • Maximo Astudillo
  • 0

La polaca Iga Swiatek, número uno del ránking mundial, reiteró este viernes que no se siente cómoda con las bolas usadas en el Abierto de Estados Unidos en el circuito femenino, al lamentar que son demasiado ligeras, y prometió seguir luchando junto a la española Paula Badosa para que se cambien.

“Paula y yo seguiremos fieles a lo que dijimos, trataremos de explicarlo. En Cincinnati dije todo lo que quería, no me gustan las bolas, pero estoy aquí para competir y todas tenemos las mismas condiciones. Tenemos que adaptarnos”, dijo Swiatek en el día de medios previo al comienzo del Abierto de Estados Unidos, fijado el 29 de agosto.