• agosto 10, 2020
  • Raúl Vega
  • 0

Puedes ver el video abajo
Con una última ronda de 64 golpes, cuatro birdies y un águila, prácticamente sin errores, el estadounidense Collin Morikawa se coronó en el PGA Championship disputado en San Francisco, California.
El joven golfista de apenas 23 años logró así, con un acumulado de 267 golpes, 13 bajo par, su tercera victoria en el Tour profesional, pero apenas la primera en un torneo mayor y lo logró en su competencia número 29, curiosamente la misma cifra que necesitó el legendario Tiger Woods en 1997 para obtener su primer trofeo mayor, en un Masters de Augusta.
Además a su edad solamente monstruos de este deporte, como Jack Nicklaus, Rory McIlroy y el propio Tiger, habían ganado un Major y solamente siete jugadores lo habían conseguido en su segunda participación en torneos de esta jerarquía y categoría.
De evidente origen japonés, Collin no coincide pese a ello en su forma de ser con los fríos y calculadores jugadores asiáticos ya que, por el contrario, es muy alegre y ruiseño, representando a una nueva generación de talentosos golfistas que quieren y pueden hacer historia, como el español Jon Rahm, quien por cierto, recuperó el número uno de la clasificación mundial de la PGA en detrimento de Dustin Johnson que se quedó muy atrás en la edición 102 del Campeonato de la PGA

Deja un comentario