• agosto 8, 2021
  • Raúl Vega
  • 0


Italia hizo historia al conquistar la medalla de oro en la prueba reina de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, los 100 metros planos.
Marcell Jacobs es el nuevo hombre más rápido del mundo al cruzar la meta con un tiempo de 9.80, un nuevo récord europeo y si bien no rompe la marca mundial ni olímpica de la leyenda jamaicana, Usain Bolt, si lo sucede en el trono de mayor prestigio en el atletismo. 
La historia del campeón olímpico es muy peculiar ya que nació en El Paso, Texas en los Estados Unidos, pero a los dos años de edad volvió a Italia, el país de origen de su madre donde creció y se hizo atleta, hoy quizá el más importante de su delegación. 
Fred Kerley de los Estados Unidos y Andre Can de Grasse, nacido en  Canadá, llegaron segundo y tercero respectivamente en la competencia más rápida y más corta del programa. 
En cuestión de minutos Italia celebró además por partida doble ya que unos momentos antes Gianmarco Tamberi terminó empatado en 2.37 mts. con Mutaz Essa Barshim de Qatar y ambos se quedaron con la medalla de oro en la prueba del Salto de Altura, decidiendo entre ellos compartir la gloria en lugar de buscar un sólo ganador en una muerte súbita. 

Deja un comentario