XGAMES

“YO, TONYA” EL LADO OSCURO DEL PATINAJE SOBRE HIELO

En su mayoría las historias deportivas han llegado a las grandes pantallas a través de las biopics de sus más exitosos representantes. Pero también ha habido historias que encierran un lado oscuro en su narrativa.

Tal es el caso de la historia de la patinadora “Tonya Harding”, quien ha pasado a la historia por dos razones: ser la primera patinadora estadounidense en completar un salto de triple axel en una competición; y la historia de la agresión a su principal rival deportiva, Nancy Kerrigan, en la que ella siempre negó estar implicada (de hecho jamás fue condenada por ello, aunque sí por encubrirlo). Un suceso que la convirtió en la mujer más odiada de Estados Unidos y del mundo.

UNA HISTORIA ENTRE DOS VISIONES

LA VERDADERA TONYA HARDING EN SU RUTINA

En el 2018 la biografía de la patinadora llegó al cine, describiendo la vida de la deportista quien sufrió malos tratos desde pequeña hasta su primer matrimonio, lo que minó su moral hasta el punto que lo único que le quedó fue el patinaje (lo único en lo que era buena). E incluso eso acabaron quitándoselo. 

Nunca sabremos lo que pasó realmente ni hasta qué punto Tonya estuvo implicada en la agresión, pues esta película nos presenta los distintos puntos de vista de los implicados y es el espectador el que tendrá que elegir la versión que le guste más.

Una historia increíble basada en las entrevistas reales a los protagonistas que se convierte en una gran película gracias a un guion que consigue sorprendernos a cada minuto.

“MARGOT ROBBIE” DANDO VIDA A TONYA

TONYA HARDING EN LA VIDA REAL Y ABAJO MARGOT ROBBIE

La encargada de dar vida a la patinadora es la actriz Margot Robbie quien además es productora de la película. Y que realiza una estupenda interpretación que logra emocionarnos pasando por todas las gamas de sentimientos, desde la euforia por el ansiado triunfo, hasta la desolación por la derrota más absoluta. La historia de una mujer que sufre malos tratos desde niña hasta su primer matrimonio, y que solo busca un poco de amor, sin conseguirlo.

Cabe destacar que Margot no sabía patinar y tuvo que aprender para la película. Los resultados de su esfuerzo os dejarán con la boca abierta. Incluso fue nominada al Óscar.

Una historia delirante, que ocupó durante años los medios de comunicación, y que ahora se convierte en una interesante comedia negra: “Yo, Tonya” es dirigida por el director “Craig Gillespie”.

Actualmente encontramos la cinta disponible en plataformas digitales:

Deja un comentario