Box

EL ARTE DETRÁS DEL CINTURÓN TEOTIHUACÁN DE SAÚL “CANELO” ÁLVAREZ

Estamos a un par de días de que este año se nos vaya, así que es un buen momento para recordar aquellos eventos deportivos en los que la representación mexicana salió victoriosa, y en cuyos casos se enalteció el trabajo de nuestros artesanos.

Este es el caso de la pelea del pasado 6 de noviembre donde Saúl “Canelo” Álvarez obtuvo su décimo cetro mundial de su carrera en el boxeo profesional, cuando enfrentó al hasta ese entonces invicto estadounidense Caleb Plant en el MGM de Las Vegas.

Dicho triunfo del boxeador tapatío lo catapultó como el primer púgil latinoamericano que unificó los cuatro títulos de los organismos más importantes del mundo. Por lo cual, el Consejo Mundial de Boxeo (CMB) preparó la última edición del Cinturón “Adolfo López Mateos”.

Además de buscar el cetro Supermediano de la FIB, Canelo obtuvo el “Cinturón Teotihuacán”, la última pieza de los cintos vestidos de las culturas prehispánicas mexicanas.

SOBRE LA HISTORIA DEL CINTURÓN

Este cinturón fue diseñado por la familia de artistas mexiquenses Cuevas y está inspirada justamente en Teotihuacán.

Contando con dos representaciones de Quetzalcóatl, el cuerpo es de rombos que son icónicos de la pintura mural de Teotihuacán pero también simulan la piel y las plumas de Quetzalcóatl; lleva las pirámides del Sol y de la Luna y está hecho con obsidiana arcoíris y jade. 

¿Lo recuerdan?

El mismo deportista desde Los Ángeles California mencionaba al respecto que: “Estoy agradecido por crear esta pieza. Estoy en el gimnasio, voy a entrenar al 100 por ciento y voy a hacer hasta lo imposible por quedarnos esta pieza en México. Me siento agradecido con todos ustedes”.

LAS VEGAS, NEVADA – NOVEMBER 05: WBC, WBO and WBA super middleweight champion Canelo Alvarez poses during his official weigh-in at MGM Grand Garden Arena on November 5, 2021 in Las Vegas, Nevada. Alvarez will defend his titles against IBF super middleweight champion Caleb Plant on November 6, 2021 at the MGM Grand Garden Arena in Las Vegas. (Photo by Al Bello/Getty Images)

UNA PIEZA DEPORTIVA CON GRAN FUTURO PARA LA ARTESANÍA MEXICANA

EL Cinturón Adolfo López Mateos nació en 2017 como un legado de la herencia prehispánica y lleva el nombre del presidente de México que en 1963 convocó a fundar el CMB.

De este cinturón se han creado dos ediciones por año: una para conmemorar el 5 de mayo y otra para la celebración del 16 de septiembre. 

Recientemente su creador Gerardo Cuevas, con formación profesional como diseñador publicista, señaló al Economista que el realizar el cinturón de “Canelo” Álvarez es el escalón más alto al que han llegado en estos ocho años y los casi 100 en el legado de su familia, pero los prepara para dar el siguiente paso ya sea en el deporte o en otras industrias. 

También lo visualiza como un impulso importante para la cultura teotihuacana y el desarrollo de la piedra obsidiana.

Cabe recalcar que el CMB lleva nueve ediciones de utilizar cinturones con culturas mexicanas. Las culturas hasta ahora inmortalizadas en el cinto son: Huichol, Tzeltal, Maya, Otomí, Mestizo y finalmente el de Teotihuacán, formando parte de uno de los logros más importantes en la historia del deporte mexicano dignos de ser representados a nivel internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *